martes, 19 de enero de 2010

El Instituto Aragonés de Empleo gestionará un 7,55% más de fondos estatales que en el ejercicio anterior

19.1.2010.

 


En Aragón Liberal

Aragón recibirá del Gobierno central casi 73 millones de euros en 2010 para promoción de empleo y formación

El Ministerio de Trabajo e Inmigración transferirá en 2010 a la Comunidad Autónoma de Aragón un total de 72.609.425 euros, un 7,55% más que en 2009. Así se ha acordado hoy en el transcurso de la XLVI Conferencia Sectorial de Empleo y Asuntos Laborales, que ha sido presidida por el ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, y a la que han asistido la directora-gerente del Instituto Aragonés de Empleo, Ana Bermúdez, y el director general de Trabajo del Gobierno de Aragón, Antonio Alastrué.
 
La Conferencia sectorial, a la que han asistido representantes de todas las comunidades autónomas, ha abordado, entre otros temas, la distribución de fondos para el año 2010 de los Presupuestos Generales del Estado para su gestión por parte de las comunidades autónomas así como la distribución de fondos para la contratación de 1.500 orientadores.
 
La Comunidad Autónoma de Aragón obtendrá este año cinco millones más de euros, con lo que su peso dentro del conjunto, aumenta desde el 2,39% al 2,41%. Del total del presupuesto asignado, 20.802.993 euros se destinarán a planes de empleo, 5.568.655 a promoción de la actividad económica y el empleo autónomo, 282.195 euros a promoción de la actividad de cooperativas y sociedades laborales, 2.793.971 euros a itinerarios de empleo, 10.209.857 a inserción laboral de personas con discapacidad. En el apartado de formación, 15.331.556 euros se dedicarán a formación para desempleados, 9.908.404 a formación para ocupados, 6.040.635 para flexibilidad. Se añade además a este volumen un total de 1.671.159 euros para modernización de los servicios públicos de empleo.
 
En otro orden de cosas, la Conferencia sectorial ha aprobado también la prórroga de la contratación de 1.500 orientadores para el reforzamiento de la red de oficinas de empleo incluida en el Plan Extraordinario de Medidas de Orientación, Formación Profesional e Inserción Laboral. Para el reparto de los fondos, se financiará el coste de la contratación de los orientadores del citado Plan Extraordinario manteniendo la distribución territorial realizada en 2008 para Comunidad Autónoma. A Aragón, en 2010, le corresponderá 1.645.000 euros, que permitirán la contratación de 47 orientadores.

Prioridades para los proyectos de cooperación internacional de Aragón: Agua potable y seguridad alimentaria

20.1.2010.

La cooperación aragonesa para el desarrollo prioriza las actuaciones relacionadas con el acceso al agua potable y la seguridad alimentaria en el plan anual para 2010


En Aragón Liberal

La consejera de Servicios Sociales y Familia preside la reunión del Consejo Aragonés de Cooperación, en la que también se han aprobado medidas para agilizar la ayuda a Haití

El ejecutivo autonómico destina un presupuesto de 10,84 millones de euros al desarrollo de programas y proyectos en esta materia

La cooperación aragonesa para el desarrollo prioriza las actuaciones relacionadas con el acceso al agua potable y la seguridad alimentaria en su plan anual para 2010. La consejera de Servicios Sociales y Familia, Ana Fernández, ha presidido esta mañana la reunión que ha mantenido el Consejo Aragonés de Cooperación al Desarrollo, y en la que se ha aprobado el plan que recoge las prioridades geográficas y sectoriales que centrarán las acciones en esta materia a lo largo de este año. Asimismo, el Consejo ha estudiado, también, la situación de la emergencia humanitaria en Haití y las posibilidades de colaborar con la ayuda internacional.
 
En este sentido, ha propuesto respaldar la actuación del Comité Autonómico de Emergencias como espacio de concertación de todos los actores de la cooperación aragonesa. De hecho, este órgano se reunió el pasado 15 de enero y coordinó las primeras acciones de ayuda. Volverá a reunirse el próximo día 26 para recoger los proyectos propuestos por las ONGs aragonesas con presencia en Haití.
 
Respecto al plan anual, la lucha contra la pobreza, la promoción de la igualdad ente mujeres y hombres, el medio ambiento y la defensa de los derechos humanos va a marcar todas las actuaciones en materia de cooperación. En cuanto a las prioridades sectoriales vienen determinadas por los servicios sociales básicos (educación, salud, formación en los ámbitos sanitarios y educativo y acceso al agua potable y saneamiento); el fortalecimiento de las estructuras democráticas y de la participación de los pueblos y de sus organizaciones, así como el fomento del respeto y protección de los derechos humanos; la dotación y mejora de las infraestructuras económicas, prestando especial atención al desarrollo de proyectos de economía social que permitan el desarrollo de los pueblos; y, la educación y sensibilización de la sociedad aragonesa en materia de cooperación al desarrollo.
 
En todo caso, las líneas destacadas de actividad van a ser el impulso a los mecanismos de coordinación, iniciativas de impulso de la cooperación directa de las Administraciones Públicas aragonesas o en materia de comercio justo, el fomento de actuaciones de sensibilización, así como avanzar en la calidad de las intervenciones de emergencias.
 
Geográficamente se realiza un mayor esfuerzo por concentrar las actuaciones de desarrollo en tres áreas prioritarias: Latinoamérica (Nicaragua, Guatemala, Bolivia, El Salvador, Honduras, Ecuador, Perú y República Dominicana), Oriente Medio Magreb (Marruecos) y África Subsahariana (República Democrática del Congo, Etiopía, Senegal, Chad y Malawi. Otros países, territorios y poblaciones de atención sectorial preferente van a ser los territorios palestinos, Brasil, Cuba, Colombia y Sáhara Occidental.
 
A los cerca de 11 millones de euros que aporta el Ejecutivo autonómico para cooperación al desarrollo, hay que sumar los 731.000 euros de la Diputación Provincial de Zaragoza,  los  3,92 millones del Ayuntamiento de Zaragoza y las aportaciones de otras administraciones locales. De acuerdo con el Plan director de la cooperación aragonesa 2008-2011, el 30% se va a destinar a ayudas a proyectos que contribuyan a satisfacer necesidades básicas; el 50% a programas que incidan en el desarrollo económico y social de los pueblos, así como a la formación y asistencia técnica prevista en las iniciativas de comercio justo; el 10% a ayudas de emergencia y humanitarias y otro 10% para la educación y sensibilización y para la formación de cooperantes y voluntarios aragoneses que colaboren en programas de desarrollo.